Uncategorized

Suplementación de Sales Acidogenicas para disminuir el riesgo de hipocalcemia

Autor: Segundo Casaro, MV, MS.
College of Veterinary Medicine. University of Florida
segundocasaro@ufl.edu

La hipocalcemia es una enfermedad metabólica que se manifiesta entre las 24 horas antes del parto hasta 3 días postparto (Oetzel, 1988). No solo puede causar la muerte, sino que es considerada un factor de riesgo para otros trastornos de la transición, como partos distócicos, prolapsos uterinos, retención de membranas fetales, metritis, desplazamiento de abomaso, cetosis y mastitis (Couto Serrenho et al., 2021).

Dentro de las estrategias para reducir el riesgo de hipocalcemia, el uso de dietas catiónico-aniónico balanceadas (DCAB) negativas en el preparto es la más eficaz. El objetivo de las DCAB negativa es inducir una acidosis metabólica compensada con el fin de incrementar la capacidad de mantener un alto nivel de calcio (Ca+) en sangre al inicio de la lactancia (Charbonneau et al., 2006).

Las DCAB negativas son ricas en aniones y se formulan teniendo en cuenta la diferencia catión-anión, la cual solo consideraciones biodisponibles (Na+, K+, Cl-, S-). La ecuación mas común es [(Na+ + K+) – (Cl-+ S-)], normalmente expresada como mEq/kg de materia seca (MS) o mEq/100gMS (Charbonneau et al., 2006).


Ya que las DCAB excesivamente negativas causan depresión en el consumo, debemos apuntar a -100 mEq/kg en vacas y si no es posible separar vacas de vaquillonas, es aconsejable mantenerse entre -50 y -100 mEq/kg ya que una dieta más ácida perjudicará la performance de las vaquillonas (Zimpel et al. 2021).

A la hora de formular una DCAB es muy importante que la ración de base tenga un contenido de potasio (K+) < 1.8% del total de la dieta en MS (Goff et al., 2004) y que los ingredientes de la misma tengan < 200
mEq/kgMS (Horst et al., 1997).

Con estos dos puntos ya controlados, el próximo paso es reducir los cationes (Na+, K+), los cuales deben ser ajustados a lo establecido por el NRC (~0.12% y ~1.0% de la MS, respectivamente; Goff, 2008). Con respecto a los aniones (Cl-, S-) es importante tener en cuenta que el azufre (S-) no es un buen acidificante, por eso es importante balancear la DCAB principalmente con cloro (Cl-), administrando la mayor cantidad posible pero siempre manteniéndolo < 1.0% de la dieta en MS. Dentro de las fuentes de Cl- disponibles, el cloruro de calcio y el cloruro de amonio son dos de las tres fuentes mas eficaces a la hora de acidificar la dieta (Goff et al., 2004). Con respecto al S- , suplementar entre 0.30-0.35% de la dieta en MS, siempre manteniéndolo <0.40%, ya que altos niveles de S- interfieren con la absorción de Cobre y Selenio. Una DCAB efectiva no funciona si no ajustamos otros minerales importantes en el metabolismo del Ca+ (P, Mg+ ). Ya que altos niveles de consumo de fosforo (P > 0.40% de la dieta en MS) pueden causar hipocalcemia, debemos mantener el P < 0.30%. Con respecto al Mg+, la hipomagnesemia es un factor de riesgo para hipocalcemia, por eso debemos asegurar un consumo de Mg+ de 0.40-0.45% de la dieta en MS (Goff, 2008).


Por último, pero no menos importante, debemos ajustar el contenido de Ca+ de la ración. Independientemente de la negatividad de la DCAB, el riesgo de hipocalcemia aumenta a medida que aumenta el Ca+ en la ración. Por otro lado, debemos asegurar un consumo suficiente para cubrir los
requerimientos del feto y de la producción de calostro. Para cumplir con estos dos requisitos debemos ajustar el contenido de Ca+ a ~0.60- 0.70% de la dieta en MS (Santos et al., 2019).


Dentro de las fuentes de Ca+ disponibles, el cloruro de Ca+ es considerada la mejor debido a su alta biodisponibilidad y efecto acidificante, siempre y cuando la dosis no sobrepase los 50 g, ya que altos consumos de cloruro de Ca+ puede causar úlceras y acidosis (Couto Serrenho et al., 2021). El Sulfato de Ca+ tiene una menor tasa de absorción, pudiendo suministrarse en dosis mas elevadas. Idealmente, debemos apuntar a suministrar un producto con distintas fuentes de Ca+. La combinación de cloruro de Ca+, el cual se absorbe mas rápido, y sulfato de Ca+, el cual se disuelve mas lento, es ideal para aumentar la duración del Ca+ disponible en sangre (Couto Serrenho et al., 2021).

Una vez suministrada la DCAB, la forma de saber si funciona es medir pH. Esto puede hacerse en la leche, sangre u orina. Una forma practica y fácil, es usar tiras para medición de pH en orina, eligiendo al azar un
10% de vacas con por lo menos dos días consumiendo la DCAB. El rango de pH en el cual tenemos que manejarnos es entre 6.0 y 7.0 (Goff, 2008).

Referencias:
Charbonneau, E., D. Pellerin, and G. Oetzel. 2006. Impact of lowering dietary cation-anion difference in nonlactating dairy
cows: A meta- analysis. J. Dairy Sci. 89:537–548.
Couto Serrenho R, DeVries TJ, Duffield TF, LeBlanc SJ. What do we know about the effects of clinical and subclinical
hypocalcemia on health and performance of dairy cows? J Dairy Sci. 2021 May;104(5):6304-6326.
Goff JP, Ruiz R, Horst RL. Relative acidifying activity of anionic salts commonly used to prevent milk fever. J Dairy Sci.
2004 May;87(5):1245-55.
Goff, J.P. 2008. The monitoring, prevention, and treatment of milk fever and subclinical hypocalcemia in dairy cows. Vet.
J. 176:50–57.
Horst, R.L., and J. Goff. 1997. Milk fever and dietary potassium. Pages 181–189 in Cornell Nutr. Conf. Feed Manuf.,
Rochester, NY. Cornell Univ., Ithaca, NY.
Oetzel, G.R. 1988. Parturient Paresis and Hypocalcemia in Ruminant Livestock. Vet. Clin. North Am. Food Anim. Pract.
4:351–364.
Santos, J.E.P., I.J. Lean, H. Golder, and E. Block. 2019. Meta-analysis of the effects of prepartum dietary cation-anion
difference on performance and health of dairy cows. J. Dairy Sci. 1–21.
Zimpel R, Almeida KV, Marinho MN, Ruiz AR, Perdomo MC, Poindexter MB, Husnain A, Vieira-Neto A, Silva ACM,
Arshad U, Nelson CD, Santos JEP. Prepartum level of dietary cation-anion difference fed to nulliparous cows:
Lactation and reproductive responses. J Dairy Sci. 2021 Nov;104(11):11699-11714.